En esta entrada os quiero explicar la importancia de la preboda en la forma de concebir mi trabajo.

 

Quiero que me conozcáis

 

Llevo más de un año casado y siempre he tenido claro que el día de mi boda no quiero que haya desconocidos. Este es el principal motivo por el que, para mí, la preboda es importante. Quiero que os familiaricéis conmigo y yo pueda conoceros mejor.

Cada persona somos única y cada pareja sois muy especial cuando sacáis vuestra faceta más natural. Me encanta saber qué películas o series os gusta; qué libros leéis; qué os gusta comer; si sois más de juegos de mesa o de salir a caminar por la ciudad… En la preboda es donde paseamos, guardamos un ratito durante un día y nos tomamos un café o una cerveza; charlamos y nos conocemos unos a otros; y nos reímos y nos divertimos tomando fotografías.

sesion de preboda
Preboda al atardecer

De esta manera, conseguimos que el día de la boda ya se haya creado esa sinergia especial entre vosotros, un servidor y la cámara. Es así como conseguimos disfrutar de fotografías naturales, íntimas y especiales de una manera más fluida y sin presiones. Por estos motivos, entre otros, es que me gusta regalar la preboda en mis servicios.

Pero Juan, ¿por dónde empezamos?

Buena pregunta, no os tenéis que preocupar de esto. Yo os dejaré aquí una lista con los puntos más importantes en una preboda.

 

Fotografía natural y cercana

 
Sesión en interior

A la mayoría nos saltan las dudas de si saldremos guapos o no delante de una cámara. Si estaremos cómodos o no. ¡Estad tranquilos! Tengo la convicción de que todas las personas somos preciosas por el simple hecho de ser eso, personas. Cuando salta esa sonrisa natural, o esa mirada intensa, o ese abrazo íntimo…ahí me gusta estar.

Procuro que mi forma de trabajar se caracterice por la discreción. Concibo mi fotografía, no como un trabajo, sino como una forma de crear algo maravilloso con vosotros. Me encanta acompañaros y estar ahí. Esperando ese momento único y emotivo y que podáis tener unas imágenes en las que saquéis las partes más preciosas de cada uno y fotografías profesionales.

La comunicación es primordial en todo esto. Me encanta haceros pasear, saltar, jugar, cogeros el uno al otro. Me gusta implicarme en mi trabajo con vosotros y disfrutar. ¡Eso sí! Nunca os obligaré a hacer algo que no queráis. Mis propuestas son ideas que lanzo, pero que vosotros tenéis que verlo claro o no. De la misma forma, vosotros podéis aportar toda la creatividad y valor que queráis a las imágenes. Todas las ideas son bien recibidas.

 

Lugar

 

Las imágenes toman riqueza en su conjunto. Para mí es importante que vosotros os sintáis cómodos en el lugar de esta sesión. Os animo a que busquéis lugares que os identifiquen, ya sea porque os gusta un entorno específico o porque tiene un significado concreto para vosotros. Disfrutamos de facilidades para desplazarnos y creo que la movilidad no debería ser un impedimento para encontrar ese lugar en el que os sintáis más vosotros.

Preboda en el centro de Barcelona
 

Momento del día

 

Vosotros sois los que marcáis el horario. A mí me encanta la luz al atardecer. Esa luz tan emotiva que nos regala el sol cuando se despide es única. No obstante, si vosotros queréis otra hora soy totalmente flexible a vuestras peticiones. No os lo mismo una mañana en el centro de Barcelona, que el amanecer en la playa o el atardecer en lo alto de una montaña. La luz es nuestra amiga en todas las circunstancias y nosotros nos hacemos amigos de ella.

Preboda en Tossa de Mar
 

¿Qué ropa llevamos?

 

¡Tranquilos! No tenéis que comprar nada. Podéis llevar la ropa que más os guste. Lo que más quiero es seáis vosotros mismos. Algunos consejos en cuanto a esto:

  • Una buena combinación de colores
  • Evitar ropa que tenga grandes iconos o dibujos
  • Es importante que la ropa sea coherente con el entorno para que la imagen quede enmarcada
  • Podéis llevar dos “outfits” diferentes. Siempre dará más riqueza y dinamismo a la sesión.
  • Llevad algún elemento que os identifique y os guste. Por ejemplo, ¿os gusta el vino? Pues nos llevamos una botella de vino, un par de copas y una mantita, ¡qué maravilla! Un sombrero, una mantita, un collar, una guitarra…¡vuestro anillo de compromiso! Es decir, cualquier artículo que cargue de valor y cariño la sesión y las imágenes.
 

¿Para qué sirven las fotos de preboda?

 

Son muchos los motivos por los que, aparte de lo que he comentado arriba merece la pena un reportaje así. Os doy algunas ideas:

  1. Tenéis un recuerdo precioso de vuestro noviazgo
  2. Os lleváis fotos profesionales y de calidad
  3. Al igual que en una postboda, la intimidad y la naturalidad que conseguimos en una sesión así es brutal
  4. Podéis usarlas para invitaciones o regalos para la boda o vuestras parejas

SHARE THIS STORY
COMMENTS
EXPAND
ADD A COMMENT